A Menudo


Sueño y Vuelo, aunque me caiga luego,

sábado, 17 de noviembre de 2007

No te vayas

Hoy me mandaron un mensaje,

me acusaron de traición,

que me fui sin haberme

antes parado, veloz

y sin compasión,

¡qué culpa tendré yo,

de tener ojos de flor

que solo mira hacia el sol¡

abrí la boca y dije adiós

dejándote sin aire el corazón

tuyo es, mío no,

luego la ternura se ha asomado

cuando al paso,

las últimas palabras del mensaje,

en la retina se han quedado,

“ no te vayas”

mientras deshacías los nudos

de tu garganta,

y dejabas intacto el corazón

en los surcos que dejaron mis pisadas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Huellas.