A Menudo


Sueño y Vuelo, aunque me caiga luego,

jueves, 13 de diciembre de 2007

Nadie Sabe

Cuando la luna pase

y se derrame

sobre mi talle,

me moriré en tus labios

perdiéndome en los brazos

ligeros del aire,

hasta alcanzarte.

Mientras tanto,

la luz se desvanece

en los huecos de tu ausencia

y se hace carne

reencarnándose,

y nadie sabe

hasta qué adentros llegas

y me invades,

si el amor se hace luz

invade mis ojos

y no dejes de alumbrarme.

1 comentario:

  1. Hola queridisima Gaviota, solo paso de rapídin en estos ultimos dias he andado con presiones de los examenes, pero aki estoy dejando unas lineas para mi keridisima amiga Gaviota je. este poema esta muy monito!!
    me recuerda a algo que escribi hace unos meses.. bueno me paso a tu otro post anterior..

    besos...

    ResponderEliminar

Huellas.