A Menudo


Sueño y Vuelo, aunque me caiga luego,

viernes, 26 de junio de 2009

Buscando Títulos.

“El mundo es ancho y ajeno” título del último libro de Ciro Alegría, con que llamó a su obra maestra llena de metáforas sobre la vida, libro que recomiendo por su belleza, fuerza y lucidez sobre la condición humana. – Por cierto título propio-


Cuánto encierra esa frase que a simple vista es solo un título… es importante buscar un título adecuado para las grandes obras, para un buen libro.


En ocasiones los grandes escritores después de escribir grandes obras, les lleva mucho tiempo buscar su título, uno que por supuesto no sea de otros, que los hay, que son buscados fortuitamente o por un arranque de la musa de repente o por otras cosas más inverosímiles…


A modo de anécdota me han llamado la atención algunos datos de los que me he informado, buscando aquí y allá como un periodista, no puedo afirmar que sean totalmente ciertos, pero vienen de buenas fuentes que son públicas y que muchas personas saben, pero no otras…


Hay escritores que escriben libros que de antemano no tienen títulos y se llevan casi tanto tiempo buscándolo como escribiéndolo, si, es totalmente cierto, y sucede hasta en los aficionados, principiantes, consagrados, y hasta en los anónimos buenos y malos… a mí que solo soy una simple anónima y además insignificante, me cuesta mucho poner título a lo que escribo, porque yo escribo, luego bautizo, y a veces ni he acertado, pero lo asumo porque no busco títulos de otros, ni se me ha ocurrido…pero tampoco pasa nada.


Y otros que escriben sobre un título, que puede ser acertado cuando terminan la obra y desapropiado, y es ahí cuando surgen casos como el que quiero traer a este escrito, y que no me he inventado, sino informado, lo que lean desde aquí hasta el final, me lo han contado, y he leído algo, y me ha llamado tanto la atención que lo cuelgo en mi sitio, y lo he bautizado…

El título puede ser o no ser propio, cuando es ajeno… ¿tan difícil es bautizar un libro, si pensamos lo difícil que es el escribirlo?


Y cuento sobre títulos de grandes obras cuyos dueños fueron y son consagrados.


Me han contado que hay títulos comprados, prestados, vendidos, trocados, hurtados, títulos sustraídos por consagrados copiando la frescura y el fogonazo de “alguna joven concursante" y hasta ganados en partidas de cartas, que sí, que sí que sé de lo que hablo.


Pero nada más que como anécdota curiosa, sigo hablando de los consagrados ya con nombres propios, por ejemplo: Vargas Llosa en su libro “La ciudad y los perros”, el título fue copiado de un verso ajeno y quizá anónimo que su editor Carlos Barral, tenía sobre la mesa cuando le entregó su libro…

O como el título del primer libro de Dulce Chacón, “Contra el prestigio de la altura” que le regaló el inspirado Juan Carlos Mestre…

O nuestro ilustre Octavio Paz, que se quedó con una frase de Blanca Varela en una conversación que tuvieron ambos… “Ese Puerto existe”

Y ya como último ejemplo, de “sobre títulos” les cuento un caso que me han contado del ocurrente Balzac, cuando preguntado por un joven sobre como podría titular una novela de la que “no le daba detalles”, le dijo: Pues es fácil, veamos, ¿sale algún tambor?, No, Y ¿alguna trompeta?Tampoco…

Pues entonces está muy claro chico… “Sin tambores ni trompetas”

Pues será que hay que ser tan ocurrente como Balzac para además de escribir libros, ponerle título y además propio…

Todo vale…¿Qué curioso no?

2 comentarios:

  1. La verdad es que yo no me preocupo mucho por los títulos (y con esto explico mi caso), por eso creo que no son muy buenos. Además, a menudo, les pongo una muletilla entre parentesis, como para aclarar un poco de qué va eso sobre lo que escribo.

    Solo unas pocas veces, el título ha salido como por arte de magia, como anillo que se ajusta perfecto al dedo. E incluso, alguna vez, el título ha sido lo primero que he escrito, lo primero que surgió de esa nebulosa que es la idea que me atrapa y que me empuja a escribir.

    Y no quiero mentir, a veces, el título ha sido una frase o una idea tomada de algún sitio, por ejemplo, la letra de una canción.

    Gracias Cinta... Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. hi cinta, el título debe significar algo fundamental, cuesta trabajo encontrarlo y a veces puedes prestarte algunas palabras de aqui y de alla pero al final el titulo debe representar a la obra escrita, un personaje dijo "las ideas vuelan sobre la atmosfera lo unico que hacemos las personas es cogerlas por un rato" lo mismo sucede con las palabras y aun mucho antes que estas con los cuentos o los mitos, pienso que en una obra impera las expresiones o una sustancialidad que la hace original e intima, un sentimiento; el título entonces debe ir acorde a eso.

    un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar

Huellas.