A Menudo


Sueño y Vuelo, aunque me caiga luego,

martes, 17 de noviembre de 2009

Cosas Tontas... Mías...


El pensamiento es como el viento,
Sin ningún esfuerzo extiende sus velas
Y nos arrastra a una velocidad de vértigo,
Nos lleva a ser completamente reales,
Sin impedimentos.



Hay pocas personas que compartan conmigo ese espacio,
No suelo hablar demasiado,
Me gusta más el silencio,
Incluso en mi trabajo.



Y aunque me gusta mucho el cine, nunca participo en obras de teatro, confieso que no me gustan los corrillos, ni las críticas ni doy bromas de mal gusto, y mucho menos le río las gracias a quienes no saben del sabor de la sal, que ni gusto tienen.

Nunca me ha gustado hacer roscas a nadie que no se lo merece, hasta pa los dulces hay que merecer…igual que pa lo amargo… siempre, siempre, correctamente…

A mis amigos los elijo yo, y qué bueno si después me elijen ellos, y si no, abierto queda mi corazón… como no, si cerrarlo es peor…

Nunca me ha gustado cortar trajes, no suelo llevar tijeras, eso de cortar, ese estruendo del Rassss, siempre se me dio muy mal, y siempre he pensado que allí donde tengas la olla (recipiente donde se cuece, la comida), pues no se pone, todo lo demás… en fin… era un refrán que acabo de adulterar, pero ya ustedes entenderán… a veces, según que cosas para entenderlas, no hay que decirlas tal cual… Ustedes ya las sabrán…

No me gusta la prepotencia, me suena a indecente, ni me inspiran confianza los cargos importantes, sobre todo, esos que lo usan para darse a entender lo grande, que es…más que ná… a mi me ponen seguro en lista negra por no reírles las gracias, ni decirles lo que valen… tampoco sé inventar yo la salsa, pos no te digo… a ellos no les falta quien les regale…

Que por cierto no vale quien dice que tanto que vale…


Esas cosas se llevan naturales…


No sé si estoy con este escrito retratando a su contrario y al mismo tiempo diciendo de lo que

gusto, no sé tampoco si me explico poco o mucho, pero es esto lo que dije que es como el viento, el pensamiento, abre sus alas y nos arrastra como vértigo… así está hecho.


A mi me gustan las bocas sanas, que saquen con su voz ese aliento cálido que te acompaña .

Y no me gustan los hombres que chaskean los dedos con un Hola Chati... bueno es una forma de hablar, no importa la metáfora de la frase, sino su fondo, ya también sabrán…

A veces te salen enemigos y eres el centro de atención como una rara de la sociedad, porque sigues otros pasos, pero hay pasos que yo no voy a dar.
A los corrillos, a los dardos, a no cortar trajes, porque nunca fui sastre, a no lanzar pelotas a diestro y siniestro, a seguir ningún juego, si es por esto, lo voy a seguir siendo, a veces es bueno ponerse los cascos o guardar silencio y luego, hago lo que quiero…










9 comentarios:

  1. Lo de cortar trajes es muy extendida costumbre en esta sociedad y en estos tiempos... y no seré yo quien presuma de no haberlo hecho nunca... pero me gusta tu actitud.

    Tu sencillez es digna de admiración. Si te salen enemigos, es que son muy tontos. Y... sobre la olla... sí, mejor no meter ciertas cosas, jejejeje.

    Besos amistosos, querida Karol.

    ResponderEliminar
  2. Nuestras cosas no son tontas, pueden ser extrañas para algunos, diferentes para muchos y curiosas para algunos, pero no tontas. Entre tantas verdades, esta me gusta sobre todo: -Que por cierto no vale quien dice que tanto que vale…
    Esas cosas se llevan naturales…-

    Una buena semana Carola y sigue despertando sonrisas con tu sonrisa e inspirando poetas con tus palabras. Un beso grande desde Perú.

    ResponderEliminar
  3. Y tan que el pensamiento es como el viento. yo me dejé llevar por él.

    ResponderEliminar
  4. Si Nacho y yo y yo jaja mira si es que por no creer en lo que creen los demás casi me venden en el rastro jajaja, y tú lo sabes eh ,,, a que si?
    Anda que tengas un buen día nen.

    ResponderEliminar
  5. Gracias Karol_a, sabes de sobra entiendo que necesito más segundos para poder escuchar ese Arpa, pero.....
    Y lo bonito que es pensar que pueda suceder?...

    Ah, y tontas, porque lo pusites así....


    Abrazos......

    ResponderEliminar
  6. Son tus cosas y no son tontas, me parecen extraordinarias... admiro el elocuente sonido del silencio... por razones acusticas, mi oido es super sensible ante el ruido.
    Un abrazo :)

    ResponderEliminar
  7. Así mismo, mantente alejada de los filos y las tijeras, tus manitas solo deben tocar cositas dulces y suaves. Tienes vida y fuerza, vas donde quiere y no donde te quieren forzar a ir.

    Un abracito ;)

    ResponderEliminar
  8. De cosas tontas nada, que por eso son tuyas, y sí, a veces a mi me pasa que no quiero violentarme por cosas y al final siento no haberlo hecho, porque me empieza a dar igual ser la rara. Creo que lo mejor es ser raro porque a veces el resto del mundo se me antoja descerebrado. Lo del hambre en el mundo que indicas en la columna es horrible, casa 6 segundos muere un niño de hambre y no se está haciendo nada...me alegro que los marineros vuelvan a casa pero todo esto es muy turbio y no entiendo como los piratas han subsistido tantos siglos ¿será porqué estamos peor que nunca???. Ains!!!, no me hagas caso, pero es que has hecho reflexionar. Un besito muy grande.

    ResponderEliminar
  9. Tu lo dices, "El pensamiento es como el viento,
    sin ningún esfuerzo extiende sus velas
    y nos arrastra a una velocidad de vértigo"
    excelente y muy bien escrito, te felicito.
    un placer leerte.

    Que tengas un bello dia.
    un beso
    RMC

    ResponderEliminar

Huellas.