A Menudo


Sueño y Vuelo, aunque me caiga luego,

domingo, 27 de febrero de 2011

Si me pierdo


Si me pierdo,

Si algún día no me encuentro...

guárdame en tu memoria
o mejor, guárdame como siempre

lo has hecho,

al calor de tu pecho.

jueves, 24 de febrero de 2011

El poder para poder...



La ambición del poder produce parálisis cerebral. Es lo que le ocurre a muchos políticos.
Oprimen, se venden, entran en el juego de la deslealtad, se dejan sobornar, han perdido la conciencia del deber a la justicia y se buscan mil excusas y otras tantas películas para seguir agarrados al lujo y al derroche.
Ya la sabiduría no es poder, cualquiera es político aunque le falten cualidades morales y conocimientos.
El egoísmo y la codicia son las bestias que nos acosan y ahogan descaradamente, si pueden nos roban los derechos inherentes a cada persona y aunque no nos demos cuenta poco a poco nos restan libertades. Habría que cuidar mucho los derechos que otorgan los poderes, éstos no pueden ser entendidos de otro modo más que en base al respeto de los derechos objetivos e inviolables de todo ser humano.
Los poderosos son esos improvisados que pretenden pensar por nosotros, decidir en qué y en quién debemos o no creer, hasta el punto que directa e indirectamente eligen la casa donde vivimos, o sea, poco menos que viven por nosotros.
La situación de España en estos momentos es vergonzosa, por lo visto la corrupción no tiene límites, se ha perdido toda ética y la manipulación en beneficio propio está al día, al deseo de lucro se le añade la desmesurada ambición de poder por hacer carrera o mejor dicho por hacer “poder”, o sea pensando en poder más en vez de servir mejor.
Mientras más de medio país se empobrece, otros se enriquecen ilícitamente, la riada de desempleados corre a toda velocidad por las calles de todas las ciudades y no ponen remedios ni encuentran soluciones, desvían la mirada ante la necesidad que les debiera preocupar…
Deberían matizar las prioridades, gobernar con claridad y desligar el poder de los intereses particulares y partidistas, hacer política de estado, política para el mundo, poderes transparentes, poderes justos, nunca el poder por el poder.
Si se sigue injertando en el mundo el poder de la codicia y de la vanidad, vamos a seguir fomentando la exclusión … hay poderes que dejan muerto a un país, poderes que matan y hay que tomar medidas y urge hacerlo ya.

sábado, 19 de febrero de 2011

Momentos



En esos momentos que se viven solos,
El aliento se acompasa
Con la danza de los sueños…


Te sueño


Y muero en tus ojos irreales
Sabiendo que tus besos
Siguen siendo tan lejos...


Vuelo en imposibles cielos
Y caigo.


Al fundirse mis alas de cera
Al calor de tu pecho.


Millones de palabras
Dicen en ese silencio…


Mientras te pienso.

sábado, 12 de febrero de 2011

Solo son besos.



Los latidos de mi corazón hieren la noche
Se derraman, uno tras otro hasta que me apaciguan
Mi corazón te busca, sin encontrarte,
Se deshace en el aire delatándome, y la tristeza,
Se hace pequeña ante un amor tan grande.
La noche brota y tú llegas con mi sueño,
Bebemos ambos de la locura ,
sn tocarnos.
No me siento en mi, porque es en ti
en donde habito.
Con las baladas del verso,
Con el amor en el tiempo,
Con el amor desatado
Poblado de silencios,
Y el amor desplegado
Siendo siendo …
Mis latidos al aire, amor,
Son solo besos
Besos de agua fundidos con el cielo,
Amor, con este amor desobediente y terco,
Sucede que te quiero
Y te lo grito, para que la palabra calme, dome,
Disuelva y arrastre los deseos de la noche.
“No niego que en tus páginas de impecable poeta equivocado encontré la claridad para el camino”.
Antes de despedirme,
Morderé tus besos para saciar mi sed
Y respirar el azahar y la yerbabuena
Que destilas en el perfil de tu boca
Ya no sé cuantos besos te debo…
Aquí te los dejo…
Que detrás del horizonte
Se queda el corazón.

Mirando el mundo hecho de Tiempo.



Algunas veces anhelo volver al ocio de mi blog, tengo tantos frentes abiertos que apenas recuerdo el calendario en que allí se miran ya los días, en medio del silencio y la quietud. Sonrío para dentro cuando me doy cuenta de las paredes del deber que nos encierran, de cuanto tiempo se nos pasa al darnos cuenta que se nos pasa, sin detenerse apenas en los lugares y en las personas que uno quisiera. Tiempo Tiempo, que no te detienes ni un instante. No sabría decir sin equivocarme, las cosas que una hace sin gustarle, que me muerde el corazón cada día sentirme en una jaula y revolotea desorientado con sed de liberarme de la rutina, de tantas cosas por hacer mientras languideces en un lugar delante de miles de papeles 8 horas de mi día (y aún hay que agradecerlo) claro es el trabajo... Me asusta. Me hace daño esa rutina de diario, tampoco sé a donde llega la escalera, hasta los 65 años, o mejor ahora ya le añadiremos dos años, a veces me da la impresión de que me sube por la espalda como una caricia y otras como una pesada carga, que mis pies suben y bajan por ella sin descanso, tantos peldaños sin destino a tan largo plazo, puedo medir el tiempo con las agujas de la ausencia en otros sitios y otros casos. Nostalgía de mis preferencias y mis gustos, nostalgia de mis letras a destiempo. Hoy , mañana y ayer se van turnando entre hojas y vientos y es el tiempo quien va pasando... Morir es lo mismo... que guardarme ahora la luna en el bolsillo y el árbol para cobijar los sueños. Y yo aquí jugando al desconcierto, aver quien gana, por ahora me está ganando el tiempo.
Me pregunto en qué lugar tengo escondida la batería.
Lamento queridos amigos de tanto tiempo, no poder leer vuestras letras y regalaros unas pocas mías, quizá cuando llegue el verano y me den vacaciones en mis estudios y un descanso en el trabajo... Os recuerdo, por supuesto.