A Menudo


Sueño y Vuelo, aunque me caiga luego,

FELIZ NAVIDAD

FELIZ NAVIDAD
A MIS QUERIDOS Y RECORDADOS AMIGOS Y A QUIENES PASEN POR AQUÍ.

viernes, 27 de julio de 2007

Voz sin Rostro.


Quiero expresar un caso que me ha ocurrido un poco extraño, pero mejor le llamaré original. Estas semanas atrás he mantenido en algunas ocasiones una conversación telefónica con una voz, si una voz a través de un teléfono, en las primeras ocasiones para mí era solo una voz de alguien desconocido que me dijo su nombre, pero sin olvidar nunca que tenía detrás una persona que me llamaba cumpliendo con su trabajo, aún así las primeras veces mi actitud fue fría y cortante, seca, pero contundente en mis opiniones, convicciones y expresiones; hasta que de tanto repetirse en contra de mi voluntad, un día me lo tomé de distinta forma y mi actitud cambió, me lo tomé con sentido del humor, al menos así no se nos haría pesado el fondo de aquella cuestión de la que no daré detalles pero si quiero expresar aquí lo efectivo que puede ser un comportamiento positivo.

Así me fui familiarizando con aquella voz que me reclamaba pero a pesar de ello, aquella voz era, bueno es, suave, dulce, con un timbre acogedor y armónico, con un acento que a mí siempre me gustó, Argentino, fueron bastantes veces las que a mi teléfono asomó aquella voz con la misma cantinela, ya en las últimas ocasiones no se identificaba, solo al oírla yo la llamaba por su nombre, y al final pensaba que esa voz tenía un interior, un fondo, algo que la delataba como una buena y bonita voz, así terminé oyéndola como si fuera un amigo que ya se hacía rutinario pero divertido, poco a poco mi actitud suavizó la suya y al final si no íntimos si ya nos hablábamos como algo más de conocidos, casi casi un amigo al que terminé por hablarle como a uno de mis amigos, si, esta tarde de verdad, y definitivamente he conocido a Sergio, al Sergio de verdad , aunque nunca vi su rostro, y me ha gustado, tal como yo pensaba, aquella voz tenía un no sé qué distinto que al final su reclamo a él mismo le pareció tan absurdo como injusto y creo que ese reclamo y el fondo de él en cuestión terminó, y terminó porqué no decirlo quizás porque yo siempre soy sincera, clara y le llamo a las cosas por su nombre sin inútiles pérdidas de tiempo y con mi energía positiva y todo ello, terminó, me he quedado más tranquila porque esas llamadas eran injustas y molestas pero la persona que estaba detrás cumpliendo su trabajo, era un encanto incluso reclamando, bueno terminó el reclamo pero lamento dejar de oír esa voz que desde su reclamo pesado él lo hacía suave y delicado, eso nos dio a entender a ambos en la última llamada, que si nos bloqueamos en una única idea, podemos alcanzar una visión falsa de todo lo que acontece en este calidoscopio que es el mundo y lo bueno es alcanzar esa energía positiva totalmente diferente de la energía mecánica del pensamiento.

A veces el analizador es también lo analizado y en ese análisis llegamos a la convicción de que debemos dejar de analizar desde un punto de vista incorrecto y comenzar a ver a percibir a observar con los ojos interiores.

Gracias Sergio, no sé si me leerás, espero que sí, pero desde aquí quiero decirte lo que ya te dije, encantada de haberte conocido, a veces las personas se conocen de las formas más variopintas y extrañas pero también válidas. chapó Sergio y suerte.

Por eso yo aún creo en la gente, Sergio te regalo una flor, has dejado de cumplir con tu trabajo y te has guiado por la voz del corazón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Huellas.